nota. antes de leer , copiar o atribuirse el credito de suyo recuerden que  pertenece a  una persona que se tomo la molestia de compartir una historia  y  pues es  respetar el trabajo original. gracias

Todo comienza en  una de esas tardes tormentosas y eléctricas. Allí sentados  alrededor de una  vela, algunas migajas de la merienda  y un pequeño libro de  una lengua olvidada hace millones de años,  todo concuerda, el escenario esta puesto , solo faltan ellos.
 
El viejo comienza la sesión , con aquella voz ceniza dice – eterna juventud de los astutos, los ladrones de cuerpos , imploro su elixir. Sean misericordiosos y concédanos el don  de seguir el legado de la orden . os implo…-  .

Con miedo e intriga el viejo, se da cuenta de que ya se ha hecho, a pesar de  no haber terminado el verso.  El cielo está por caerse , el caos viene por ellos .. los  nuevos sudan de nervios ahora que pasara?, quien vendrá a robarles el alma?……

– toda las respuestas en el próximo capitulo de  los alquimistas- se escucha el narrador despidiéndose atreves de ese armatoste  de  antaño , que carga el abuelo cada vez que sale la familia de campamento a la montaña. Cuantos nietos no desearían tener un abuelo tan apegado a la tecnología  de la edad de  los cavernícolas , -papa deberías dejar eso y ayudarnos con la merienda- había dicho con firmeza el señor del hogar , padre del linaje heredado del abuelo Anton tercero  hijo de la más prestigiosa familia del sur de la comunidad D’gremin  francés de nacionalidad y  orgulloso de su patria ha criado a su hijo con la  mentalidad de un hombre  de bien, Alexander  como un gran emperador romano, enemigo que ha de matar a su padre como parte de un ritual antiquísimo de la familia.  Todo esto está escrito en el manifiesto que dice  que todo hijo de ha de matar a su padre y ha de beber  cinco gotas de su sangre para así ser el  sabio  y obtener el mayor de los dones que un hijo  podría heredar .. La MAGIA .

Esto ya no es solo un programa de Tv que el abuelo hace ver a los mas chamacos , no, esto es tan real como los zapes de Anton cada vez que Alex planeaba saltarse alguno de sus entrenamientos. Tan peligroso como  irse a la montaña  dejar todo para  someter   a la siguiente generación  a una iniciación que nunca hubieran deseado , ni siquiera  es justo sufrir para conservar algo que se no sirve en este siglo. Anton al igual que sus nietos nunca quiso llevar esa enorme responsabilidad, porque sabe que  mientras  la merienda se torna en un largo camino al filo del risco más alto, se denota en su rostro  aquello que si no existiera , nada podría ser   y  al parecer  su contrario es el camino mas difícil , hablo de algo que el viejo estuvo a punto de ser, hablo de la maldad, pura y sin sentido  la más dulce que podría matar sin piedad , Anton  a sus nueve ya era un experimentado aprendiz  demasiado para su edad , tanto que a su propio padre le temía. Al cumplir los quince  se celebró una reunión , modesta con los más allegados del clan,  Anton desearía no haber cumplido años, su padre  temía su muerte en manos de su hijo , sabía que por lo adelantado que estaba , pronto la luz de su hijo acabaría con él. Decidido  a no ser víctima de su hijo, invoco a los cazadores para acorralarlo y encerrándolo en lo más profundo de una fosa, Anton sabia las intenciones de su padre , unos días antes preparo su huida y también preparo el asesinato . todo estaba listo, los víveres, el refugio y la venganza, aquel cumpleaños fue el ultimo para su padre y para el como ser humano.  En una explosión de caos  se  desvanecían en la nada , dejando a su padre en manos de  los  cazadores.  Aunque eso no impidió el haberle robado 5 gotas de sangre para completar el ritual. Se sabe muy bien que si no lo hacia su padre nunca moriría, ni con los más atroces sufrimientos pondrían fin a ese engendro buscador de sangre .
Regresando  a la larga caminata rumbo al sitio sagrado, los ni;os se hayan medio adormilados, desean que todo acabe, en realidad no tienen ni idea de lo que va a suceder a continuación.

Autor . Minia